Cuando faltan cronopios

Crónicas de ciertos amigos que llegué a conocer


lunes
  El Batallón de San Patricio

En el mes de septiembre de 1848, el batallón de San Patricio, un grupo de soldados de origen irlandés, integrantes de la tropa estadounidense que se disponía a invadir la ciudad de México, desertó. Este batallón se pasó a las fuerzas mexicanas que resistían el embate invasor.

Como sabemos la invasión terminó con la firma de el Tratado de Guadalupe (1848), por medio del cual los Estados Unidos despojaron a México del territorio que hoy forma parte de los estados de Texas, Nuevo México, Arizona, Utah, Nevada y California. Estos territorios constituían entonces la mitad del territorio de México.

Pero, más que de la invasión, quiero hablar hoy de este grupo de irlandeses, al que también se le conoció como los rojillos. (Más que por la imposible afiliación ideológica, se les llamaba rojillos por ser pelirrojos muchos de ellos.) Este grupo de irlandeses motivó muchas páginas de la historia mexicana y el nombre de muchas calles en la ciudad de México, al menos. El que hayan desertado motivó la sorpresa de los mexicanos, y todavía hoy nos preguntamos por los motivos que los llevaron a desertar del ejercito estadounidense y a morir, ya en combate, ya en la horca por delito de traición.

No sé si sea cierto lo que los discursos oficiales dicen, no sé si sea cierto que abandonaron las filas de un ejército invasor para sumarse a los patriotas mexicanos en un acto de conciencia, que habían escogido a México como su segunda patria.

Hace ciento cincuenta años, en San Angel, en Mixcoac y en Tacubaya, más de 60 valientes integrantes del Batallón de San Patricio, fueron ejecutados como desertores, pero no sé si desertaron por haber obedecido su conciencia.

Como en la reciente guerra con centroamericanos y mexicanos, Estados Unidos empleó en la invasión a México migrantes pobres que recién se establecían en su territorio. A mediados del siglo XIX esos migrantes pobres eran los irlandeses. Me voy a detener a hablarles de esos irlandeses que habían llegado a Estados Unidos por motivos tanto políticos como económicos.

En esa época, Irlanda vivía gestas militares y políticos en pos de su independencia de Inglaterra y por el mantenimiento de su religión católica en oposición a la religión oficial de la Gran Bretaña, la anglicana (conflicto que sigue, con distintos grados hasta hoy en día). Recordemos que Irlanda no logró su plena independencia de la corona inglesa sino un siglo después (1949), cuando se constituyó como república; y que San Patricio, que fue uno de los misioneros que llevaron el cristianismo a la isla, como ocurre con muchos de los signos religiosos (y habría que pensar en la Virgen de Guadalupe, por ejemplo) San Patricio es un símbolo fundador de la identidad nacional irlandesa.

Además, en los años previos a 1848, Irlanda vivía una de las plagas más desastrosas de su historia. En una de esas curiosidades históricas que resultan difíciles de explicar, la papa, producto alimenticio que, como sabemos, proviene de sudamérica y que fue llevado por los españoles a Europa, la papa, digo, se había convertido para mediados del siglo XIX en el principal alimento tanto de irlandeses como de los ingleses. Todavía hoy, la alimentación típica de los ingleses constituye un trozo de carne y de papas al horno. Así, siendo de tal importancia en la alimentación de la Gran Bretaña, y como sucede en esos casos, mientras que la plaga convertía a toneladas de papas en una especie de carboncillo, secándolas y ennegreciéndolas, la papa que se libraba de la plaga se exportó de las tierras irlandesas a la metrópoli inglesa. Así, el hambre y la presión política llevó a miles de irlandeses a migrar hacia Estados Unidos.

Por otra parte, no hay que olvidar que, al igual que en la reciente guerra de Estados Unidos contra Irak, en muchos otros norteamericanos desaprobaron la guerra y la rapiña que su país emprendía contra México. Abraham Lincoln junto con muchos otros, se manifestabaron en los periódicos en pos de una convivencia pacífica entre las naciones. Aunque, sin duda, el caso más notable se dio en sus propias filas del ejército estadounidense. Muchos soldados de origen irlandés, más de 200 según dicen las crónicas secundaron a John O'Reilly, nombre más irlandés no puede haber, (un insurgente que había luchado por la independencia de Irlanda y se había refugiado en los Estados Unidos) para integrar el famoso Batallón de San Patricio, que combatió a los invasores bajo los escudos de México y de Irlanda.

Quizá las imágenes de la defensa de su patria les llegaron a la mente cuando vieron a los mexicanos defendiendo la suya, quizá al luchar por México defendían también la soberanía de su patria, quizá defendían el derecho a la soberanía de todas las naciones.

En el escudo de armas que portaba el Batallón de San Patricio se podía leer “Libertad para República Mexicana". Y debajo de este lema la voz irlandesa Erin go Bragh, Irelanda por siempre.

Esto. Esto es lo que quería decirles.
 
Comments: Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo



<< Home


























Cuando faltan cronopios...






famas rules

























Mejor otra cosa:








Ejército Zapatista
de Liberación Nacional




Propuestas
¡Oye!


Huye de la olla


Encontronazos
Ernesto Manuel Espinosa
Carlos de la Sierra
Jeronimo Arteaga
Urraca Parlanchina
Alicia Andares
Carlos Oliva
Kantzil
Alets
Recuerdo que los leí
Comadre Maruja
Eslavos del sur
Asakhira
Pasticcio
Dieguez
Alma

Correspondiendo el gesto
Desde las sombras...
Almocreve das petas
Manzanas podridas
Al sur del sur
Ras Roger
Maga
Srita

guelos@hotmail.com
This page is powered by Blogger. Isn't yours?


ARCHIVES
05/2003 - 06/2003 / 06/2003 - 07/2003 / 07/2003 - 08/2003 / 08/2003 - 09/2003 / 09/2003 - 10/2003 / 10/2003 - 11/2003 / 11/2003 - 12/2003 / 12/2003 - 01/2004 / 01/2004 - 02/2004 / 02/2004 - 03/2004 / 03/2004 - 04/2004 / 04/2004 - 05/2004 / 05/2004 - 06/2004 / 06/2004 - 07/2004 / 07/2004 - 08/2004 / 08/2004 - 09/2004 / 09/2004 - 10/2004 / 10/2004 - 11/2004 / 11/2004 - 12/2004 / 05/2005 - 06/2005 / 10/2005 - 11/2005 / 11/2005 - 12/2005 / 12/2005 - 01/2006 / 01/2006 - 02/2006 / 02/2006 - 03/2006 / 03/2006 - 04/2006 / 07/2006 - 08/2006 / 08/2006 - 09/2006 / 09/2006 - 10/2006 / 10/2006 - 11/2006 / 11/2006 - 12/2006 / 12/2006 - 01/2007 / 01/2007 - 02/2007 / 02/2007 - 03/2007 / 03/2007 - 04/2007 / 04/2007 - 05/2007 / 05/2007 - 06/2007 / 06/2007 - 07/2007 / 07/2007 - 08/2007 / 08/2007 - 09/2007 / 10/2007 - 11/2007 / 11/2007 - 12/2007 / 12/2007 - 01/2008 / 01/2008 - 02/2008 / 02/2008 - 03/2008 / 03/2008 - 04/2008 / 04/2008 - 05/2008 / 05/2008 - 06/2008 / 06/2008 - 07/2008 / 07/2008 - 08/2008 / 08/2008 - 09/2008 / 09/2008 - 10/2008 / 10/2008 - 11/2008 / 11/2008 - 12/2008 / 12/2008 - 01/2009 / 01/2009 - 02/2009 / 02/2009 - 03/2009 / 03/2009 - 04/2009 / 04/2009 - 05/2009 / 05/2009 - 06/2009 / 07/2009 - 08/2009 / 08/2009 - 09/2009 / 09/2009 - 10/2009 / 10/2009 - 11/2009 / 11/2009 - 12/2009 / 02/2010 - 03/2010 / 03/2010 - 04/2010 / 04/2010 - 05/2010 / 08/2010 - 09/2010 / 01/2011 - 02/2011 / 03/2011 - 04/2011 /





Powered by Blogger








eXTReMe Tracker